El Sector de Tecnologías de la Información se recupera en España al crecer un 3,6% en 2010

Según el estudio “Las Tecnologías de la Información en España 2010” de AMETIC, las Tecnologías de la Información, TI, pone de manifiesto que esta actividad volvió a recuperar su senda alcista hasta alcanzar una facturación de 18.097 millones de euros, lo que supuso un crecimiento del 3,6 % respecto a 2009, ejercicio que sufrió una importante reducción de sus ingresos, -8%.

Esta tasa de crecimiento fue ligeramente superior a la de la Unión Europea, 2,7%, y de igual manera el avance del sector TI fue superior también al registrado por la economía española en su conjunto. De hecho, esta actividad aportó, en términos de Producto Interior Bruto, un 1,56 %, mejorando en tres puntos básicos el valor de 2009.

Este escenario favorable se debe, que este escenario favorable ha sido fruto de la combinación de los buenos resultados asociados a la venta de equipos en el mercado interior, lo que ha permitido una mejora para el agregado nacional de un 3 %, y de los correspondientes a las exportaciones que, como viene siendo habitual en los últimos cinco años, alcanzaron tasas de evolución positivas de dos dígitos, 11,2%. A su vez, las ventas al exterior, unidas a un crecimiento de las importaciones en consonancia con la evolución del mercado de productos, han dado lugar a un ligero repunte del déficit de la balanza comercial, que ascendió a 3.768,30 millones de euros, un 5,7 % superior al registrado en el ejercicio precedente.

El estudio argumenta que este escenario favorable ha sido fruto de la combinación de los buenos resultados asociados a la venta de equipos en el mercado interior, lo que ha permitido una mejora para el agregado nacional de un 3 %, y de los correspondientes a las exportaciones que, como viene siendo habitual en los últimos cinco años, alcanzaron tasas de evolución positivas de dos dígitos, 11,2%. A su vez, las ventas al exterior, unidas a un crecimiento de las importaciones en consonancia con la evolución del mercado de productos, han dado lugar a un ligero repunte del déficit de la balanza comercial, que ascendió a 3.768,30 millones de euros, un 5,7 por cien superior al registrado en el ejercicio precedente.

Las cifras alcanzadas para el mercado interior deben su saldo final al excelente resultado comentado para la venta de equipos, a un avance moderado en la comercialización de programas y al comportamiento plano de los servicios TI que prácticamente repitieron las cifras del año precedente, siendo la consultoría y el desarrollo de aplicaciones los segmentos más perjudicados en este ejercicio.

Analizando al detalle cada uno de los segmentos de mercado, el estudio revela que la venta de equipos mejoró sus registros un 7,2 % hasta los 3.503 millones de euros. Esta situación se debió fundamentalmente a los buenos resultados alcanzados a través del sector empresarial, que abordó procesos de renovación de su parque de equipos, especialmente ordenadores personales de sobremesa y dispositivos de impresión. Esta tendencia se vio reforzada por los espectaculares crecimientos registrados en la comercialización de tablets y, en menor medida, de miniportátiles.

La única área que vio reducido el tamaño de su mercado con respeto al año 2009 fue la de los sistemas de almacenamiento, -13,4%, afectada fundamentalmente por la evolución de los precios más que por la demanda de almacenamiento por parte de los usuarios.

El mercado del software obtuvo un crecimiento del 0,8 %, lo que permitió alcanzar la cifra de 1.824 millones de euros. El software de sistemas -que representa casi el 60 por cien de esta área – creció a un ritmo del 2 %; las herramientas de desarrollo, por su parte, decrecieron un 15,2 %, mientras que las de aplicaciones crecieron a un ritmo del 5 %.

El software multimedia se ha visto lastrado por un comportamiento muy moderado en las compras realizadas desde el ámbito de los hogares, lo que ha supuesto que sus ingresos asociados se redujesen un 6 %.

Por lo que respecta al segmento de los servicios TI, que como novedad incorpora en una única sección tanto los anteriormente denominados informáticos como a los telemáticos, fueron los únicos que vieron reducida su cifra de ingresos, -0,2%, siendo las actividades de desarrollo de aplicaciones y consultoría las que más condicionaron sus resultados. La primera de ellas por su peso en el mercado global, 28,8% y la segunda por la fuerte reducción de ingresos registrada, -13,1%.

Como contrapeso, los mercados surgidos de la gestión de contenidos a través de Internet (publicidad interactiva y comercio electrónico) obtuvieron avances por encima del 20 por cien, si bien su aportación al conjunto de los servicios TI siguió siendo todavía muy pequeña (4,2% del negocio).

La actividad del canal de distribución resultó un aspecto básico en la consecución de los resultados globales del sector, de forma que los ingresos obtenidos a través de este segmento crecieron un 4,5 %, una tasa superior a la obtenida por los mecanismos de comercialización directa, que fue del 1,2 %. Conviene añadir que la reactivación del mercado de equipos (impresoras, ordenadores personales…) permitió al canal recuperar parte del mercado perdido durante los últimos años.

El estudio de AMETIC también ha analizado el mercado interior por regiones del que se desprende que todas registraron avances en sus respectivos mercados de TI, obteniendo una media del 1,9 %.

Cataluña creció por encima de este porcentaje general, 2,6%, mientras que Madrid lo hizo a una tasa del 1,3 %. La combinación de ambos resultados supusieron las dos terceras partes del total. Los mayores avances los experimentaron Navarra (4,8%) y Andalucía (4,4%) mientras que Canarias (0,4%) y La Rioja (0,7%) fueron los mercados que menos crecieron.

Por lo que respecta a los distintos sectores clientes, el sector financiero continuó siendo la principal fuente de ingresos del sector, aportando más del 30 % del total. Así, la suma de las facturaciones procedentes de éste junto con la Administración Pública supusieron el 53 % de las compras de TI, mientras otro 22 % lo aportaron los sectores comercio e industria y el 25 % restante procedió de otros sectores clientes.

Por otro lado, los 194.588 empleados del sector evidenciaron que las empresas proveedoras de productos y servicios de tecnologías de la información redujeron en 1.403 personas el número de sus empleados en 2010, lo que representa un decremento del 0,7 %. Esta situación se debió fundamentalmente a la reducción del mercado de servicios de desarrollo que actúa tradicionalmente como principal motor en la generación de empleo.

Otra importante aportación de las empresas del sector viene de la mano del esfuerzo en materia de investigación y desarrollo, dedicando éstas el  4,2 por cien de su facturación, lo que supone una cifra total de 762 millones de euros, si bien esta partida ha visto reducido su valor por primera vez desde el año 1994.

El Informe puede obtenerse en el siguiente enlace.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s